Algún día cuando ya no esté













Algún día
cuando ya no esté
dejaré recuerdos
pero lo más
que quiero dejar
es mi adoración a Dios
tal vez un poco expresado
en los mensajes
que para muchos
era rutinario
pero para mí
era una forma de adorar a Dios
y vienen lágrimas a mis ojos
y les digo
adoren
adoren
al que se merece toda la honra, la gloria y el honor
y nunca olviden
que más allá de tantas cosas hermosas
lo más importante
es adorar a Dios
y aquí está expresada
mi fe
mi temor
y mi amor a Dios
y lo que quiero con todo mi corazón
que cuando ese momento llegue
estar por siempre
en la presencia de mi Señor Jesucristo.
Manuel Núñez del Prado Dávila
Escritor peruano

0 comentarios:

Publicar un comentario