¿Qué pasará ahora con Donald Trump y su política para los latinos?


















Esperemos por el bien de los latinos y también de los Estados Unidos que no lleve a cabo todo aquello que es negativo para pueblos hermanos, no es justo y nunca será justo toda política que perjudique a las personas que están tratando de salir adelante. Es cierto que a nivel mundial hay conflictos por políticas económicas, sociales, culturales y otras pero los gobiernos deben hacer todo lo posible por hacer menor cada vez más estos conflictos.

El Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump tiene la responsabilidad de llevar adelante un país pero tiene que tener cuidado en lo que hace para con otros países. No podemos negar que hay países que buscan sí o sí la confrontación para tratar de solucionar lo que a ellos les parece correcto, y muchas veces se empieza con palabras no adecuadas y no respetando también ciertos tratados que al menos hasta cierto punto va garantizando una estrategia de tranquilidad para pueblos en conflictos de manera abierta.

Esperemos por el bien de todos que los conflictos de diversa índole vayan disminuyendo con acuerdos específicos, por si al final ciertas cosas como que no tienen solución al menos busquemos los mejores acuerdos para todos aquellos países que estén en conflicto de manera abierta o de esas que se están abriendo por apetitos personales, económicos o de grupo; evitemos en lo posible todo conflicto que lleve a una guerra.

Aunque somos conscientes de acuerdo a lo que está sucediendo actualmente y de lo que ha venido sucediendo tiempo atrás de que es difícil de que se llegue a ciertos acuerdos por el peso de una cultura, de una religión de determinados países, pero aun así mientras se pueda hay que buscar las formas más convenientes para cada país, para cada grupo para vivir en lo posible en la mayor armonía.

Y ahora a Donald Trump le corresponde en parte llevar a cabo las mejores políticas para con otros países, y entender según los casos en que a veces hay que ceder en algo para tratar de llegar a ciertos acuerdos específicos, donde tal vez no sea lo que se quería o lo que se esperaba pero al menos para evitar en lo más que se pueda que los conflictos se hagan mayores y que cada vez se vea más lejos la paz que tanto buscamos entre todos los países.

Pero cuidado con esa "paz" de una semana, de siete años, que no estamos hablando de esa "paz", estamos hablando de otra paz que en lo posible debe darse para evitar conflictos continuos, pero en cuanto al cumplimiento de las escrituras estas se darán porque el hombre no ha estado haciendo la voluntad de Dios. Y lo que se ha ido sembrando tarde o temprano se cosechará.


Manuel Núñez del Prado Dávila

Escritor peruano


0 comentarios:

Publicar un comentario