Abrazo a la almohada

Abrazo a la almohada
fiel testigo
de mis sentimientos por ti
cada noche
y cada mañana
me cubro con tus recuerdos
imagino que me estás abrazando
y que tus manos recorren mi cuerpo
y abrazo a la almohada
imaginando que tú estás conmigo
son esos momentos
los "únicos"
en que mi cuerpo "junto al tuyo"
se estremecen
imagino tantas cosas
como aquello
de que mis manos recorren tu cuerpo
¡oh mi amor, mi cielo lindo!
porqué no tengo la dicha
de estar a tu lado
y expresarte siempre
que eres la mujer más linda que he conocido
de mirar a tus ojos y besar tus labios
de sentir tu resuello
y que me dices: te amo
y ahí juntos
en un momento mágico
de dulzura, de extrema dulzura
amarte de la manera más intensa
entregarme a ti
sí mi cielo
y cómo decirlo
eres mi sueño no alcanzado
mi dicha que no recibo
mi alegría que no siento
y que va más allá de esos momentos
en que mi cuerpo se estremezca junto al tuyo
mirar a tus ojos y saber que me estás amando
sentirme que he nacido para amar
quiero sentir que tengo vida
quiero que mi cuerpo se enlace junto al tuyo
y despertar cada mañana y perderme en lo dulce de tus ojos
y cada noche decirte al oído: gracias por quererme...
Y sabes mi cielo lindo
hoy nuevamente abrazaré a la almohada
imaginando que tú estás conmigo
pero también debo decirte
que es un recurso literario
porque no siempre necesariamente
tengo que abrazar a la almohada
para pensar en ti;
no mi cielo lindo
porque cada día
y cada noche
mis pensamientos están contigo
y ayer al escribir un poema
empecé diciendo:
Tus ojos impactaron en los míos...



Manuel Núñez del Prado Dávila

Escritor peruano

0 comentarios:

Publicar un comentario