Mis pasos no los detuve porque sabía que tenía que seguir sembrando


















Mis pasos
no los detuve
porque sabía
que tenía que seguir sembrando

Un día
ya no estaré
y lo realmente válido
era
seguir sembrando
contra todo silencio
contra toda crítica

Mis letras
estaban ahí
y cuando se me lea apropiadamente
alguien derramará una lágrima

Ya no estaré en ese momento
para escribir algo nuevo
pero recuerda
hay un esfuerzo
y a veces lágrimas
para dejar un mensaje.


Manuel Núñez del Prado Dávila

Escritor peruano


0 comentarios:

Publicar un comentario